Search
lunes 20 agosto 2018
  • :
  • :

La CTA Río Negro inauguró un merendero en Fisque Menuco y crece en el territorio 

 
Con una importante participación de militantes y dirigentes de la Central de Trabajadores/as de la Argentina (CTA) Autónoma de Río Negro, del Movimiento de Acción Popular (MAP) y familias de Barrio Nuevo, se inauguró esta tarde el Merendero Arcoiris, ubicado en la calle Tortolitas 4056 de la ciudad de Fisque Menuco (Roca).  
 
El espacio busca palear el difícil momento que atraviesan miles de familias que ya no pueden asegurar el alimento en sus casas, mientras la desocupación y el hambre crecen sin pausa.  

“Estamos lanzados en la idea de seguir construyendo y aumentando nuestro poder popular. Esta CTA y todas sus organizaciones deben ser una herramienta al servicio de la gente y no de dirigentes”, enfatizó Rodolfo Aguiar, Secretario General de ATE y CTA Río Negro y agregó: “Estamos muy emocionados con la apertura de este merendero en uno de los barrios más importantes de Roca. Perseguimos una doble finalidad. Por un lado resistir ante el aumento de la desocupación y la pobreza y, por el otro, construir una alternativa política que nazca bien desde abajo y pueda terminar con el modelo de exclusión actual”.

 
La Central Obrera llega a los barrios y avanza en la construcción de poder popular en toda la provincia
Esta acción forma parte del importante desarrollo territorial propuesto por la Central Obrera rionegrina para el corto y mediano plazo, clave para la construcción de poder popular en la provincia. 

Por su parte Claudia Reyes, referente del MAP manifestó: “Tener que abrir un merendero no es algo para festejar, es algo que genera tristeza al pueblo porque sabemos que los chicos tendrían que estar tomando la leche en sus casas, pero sabemos que los padres no tienen trabajo y están pasando necesidades”.

La apertura del merendero deja en evidencia el retroceso en derechos que padecen cada vez más familias, que ya no solo no llegan a fin de mes, sino que directamente no tienen trabajo. Además del merendero, en el espacio se está implementando un ropero comunitario.

“Junto con la leche damos tortas fritas o rosquitas, que preparamos más temprano con la colaboración de muchas compañeras”, contó Paola Reyes, también Referente del MAP y describió que el día que comenzaron con las actividades en este barrio llegaron 30 chicos, al día siguiente 68 y ahora más de 120. “Es muy difícil la situación, hay mucha desocupación y a veces vienen familias enteras a buscar alimento. Muchos cuentan que más que la merienda esta ya es la cena, lo último que comen en el día”.  

De esta manera, la CTA asume una vez más el rol histórico que la vio nacer y da la batalla contra el hambre en el territorio, mientras la lucha sigue sin pausa en las calles junto al pueblo para torcer la realidad que padecen miles de argentinos y argentinas en estos momentos.

 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *